Las guerrilleras silenciadas

“Para mí fue un orgullo participar en aquella lucha. Fui varios años enlace y después pase a la guerrilla del monte, con armas y luchando con ellos. No queríamos el…

http://losojosdehipatia.com.es/cultura/historia/las-guerrilleras-silenciadas/

Dalai Lama

El Dalai Lama dice que las mujeres tienen las cualidades necesarias para sucederle

http://www.elmundo.es/elmundo/2013/06/13/internacional/1371110435.html

Escuela Laica

Firma “Religión fuera de la Escuela. Por una Escuela Laica”

En diciembre conocíamos el nuevo currículo de religión islámica, ahora el nuevo de religión católica, que han puesto de manifiesto el adoctrinamiento de las religiones en la escuela. Son las….

https://laicismo.org/2015/firma-religion-fuera-de-la-escuela-por-una-escuela-laica/122834

¿Centro Social o Barrio Cooperativo?

Vuelve aquella Barcelona llamada “La Rosa Roja”

De centro social a barrio Cooperativo
Si uno se acerca cualquier mañana a tomar café en el bar de Can Batlló —la antigua fábrica textil del barrio de La Bordeta de Barcelona reconvertida por los propios vecinos en un macrocentro social autogestionado —, tiene muchas posibilidades de encontrarse a filósofos, arquitectos y contables enfrascados en la limpieza cotidiana del local…

http://www.eldiario.es/alternativaseconomicas/centro-social-barrio-cooperativo_6_367873235.html

El hombre y sus costumbres

¿Por qué los hombres se van de putas?
El pasado 10 de marzo se presentaron en la Facultad de Derecho y Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Córdoba los resultados del estudio que con el título Masculinidades y consumo de prostitución en Andalucía, que ha realizado un grupo de sociólogos de la Fundación Iniciativa Social por encargo del Centro de Estudios Andaluces. En dicho estudio se recogen las opiniones de más de 40 hombres andaluces, de entre 18 y 70 años, consumidores de prostitución, y que han sido agrupados en cinco categorías: propietarios rurales, trabajadores manuales, empleados urbanos, jóvenes metropolitanos y homosexuales urbanos. De entre los resultados del estudio, cabe destacar que todos los participantes en los grupos de discusión, con independencia de su origen social, coinciden en señalar …

ttp://www.huffingtonpost.es/octavio-salazar/por-que-los-hombres-se-va_b_6848252.html

Lletres i iciències, aliades en la creació

Article de Isidre Grau en Núvol, Digital de Cultural

Fins a quin punt hem superat la tendència a considerar les lletres i les ciències com dos compartiments estancs? No continuen els científics mirant-se les anomenades humanitats com especulacions poc serioses? Els artistes i creadors no titllen les teories científiques d’empatxos de racionalitat? Estan ben vistos els creuaments de fronteres, o encara s’espera que els científics acumulin articles en publicacions especialitzades, mentre els escriptors s’alimenten de la pura imaginació?

Aquestes i altres qüestions paral·leles van animar la presentació del recull Científics lletraferits el passat 10 de juny a l’Ateneu Barcelonès, oficiada pel doctor Joandomènec Ros, acompanyat de dotze dels vint autors que han participat en el llibre, tots amb un peu a cada banda del terreny de joc. No cal dir que hi va haver consens a lamentar que els estudiants hagin d’optar tan aviat per ciències o lletres, i que a partir d’aquesta divisió els programes d’estudi consolidin l’analfabetisme en el camp no escollit. Com també va ser ben rebut el testimoni personal de Carme Torras, experta en robòtica i novel·lista: la invenció literària reverteix positivament en la continuïtat de la tasca científica, ja que li insufla capacitat imaginativa i esperit de renovació.

Tot ens du a interpretar la creativitat humana com una actitud bàsica susceptible de ser treballada en diversos fronts, combinant l’esperit analític i racional amb la intuïció i la lliure imaginació. Com més interrelació hi hagi més beneficiada en sortirà l’obra final. Almenys aquesta va ser la convicció motor del projecte que ha culminat amb la publicació d’aquest llibre per la Revista Mètode de la Universitat de València, amb vint relats de ficció a càrrec d’escriptors procedents de la ciència o la tècnica.

Trencar els falsos murs entre les ciències i les lletres és l’objectiu primer de la iniciativa promoguda l’estiu del 2011 per Jordi de Manuel, biòleg, i Salvador Macip, metge, tots dos amb reconegut currículum literari. Sabien que seria una experiència pionera a escala mundial i van convocar diferents escriptors en actiu, de formació científica o tècnica, a escriure relats a partir dels seus coneixements professionals. El procés va durar dos anys llargs, amb revisions rigoroses, fins a configurar el conjunt que ara tothom pot llegir, amb una àmplia diversitat tant de branques del saber com de procediments literaris. Per guiar millor la lectura, els coordinadors van reblar la feina agrupant les històries per afinitats temàtiques en set apartats: Història, art i atzar, Vida i mort, Ciència i crims, Interfícies i jocs, Fer ciència, Paisatges naturals i humans, i Altres mons.

Científics lletraferits és, doncs, un recull de vint narracions degudes a Marià Alemany, Sílvia Aymerich, Miquel Barceló, Daniel Closa, Anna Crusafont, Carles M. Cuadras, Martí Domínguez, Xavier Duran, Rosa Fabregat, Jordi Font-Agustí, Teresa Franquesa, Isidre Grau, Amàlia Lafuente, Salvador Macip, Jordi de Manuel, Joan Marcé, Miquel de Palol, Pere Puigdomènech, Carme Torras i Carles Zafon, a més de comptar amb la col·laboració de l’artista Jaume Plensa en la il·lustració de la coberta i les pàgines interiors. A banda de rebre’l els subscriptors de la Revista Mètode, s’ha posat en el circuit de les llibreries perquè tothom pugui gaudir d’aquesta experiència única que fusiona lletres i ciències.

Fuente original: Grau, Isidre “Lletres i ciències, aliades en la creació“. Artículo publicado en Núvol, Digital de Cultura [en linea] http://www.nuvol.com/noticies/lletres-i-ciencies-aliades-en-la-creacio/ [Consulta: 24/06/2014]

Sin referencias de mujeres en los manuales del sistema educativo: la transmisión de una cultura adulterada

Sin referencias de mujeres en los manuales del sistema educativo: la transmisión de una cultura adulterada

Fuente original:
http://blog.educalab.es/inee/2014/02/05/sin-referencias-de-mujeres-en-los-manuales-del-sistema-educativo-la-transmision-de-una-cultura-adulterada/
Enlace

La productiva red de las ‘Magdalenas’

El festival ‘A solas’ despliega en los Teatros del Canal de Madrid la creatividad de un proyecto internacional de mujeres en las artes escénicas

Arte para derribar prejuicios

Rosa Rivas Madrid 4 SEP 2013 – 22:00 CET

La artista japonesa Keiin Yoshimura, en el festival ‘A solas’. / CRISTÓBAL MANUEL
Recomendar en Facebook 189
Twittear 36
Enviar a LinkedIn 0
Enviar a Tuenti Enviar a Menéame Enviar a Eskup
Enviar Imprimir Guardar

“Había un cuento tan pequeñito tan pequeñito que cabía en una pestaña…”. Así comienza la historia que narra/interpreta una de las artistas que participan en el festival A solas, pero lo que 37 mujeres de tres continentes llevan en su mochila creativa es grande. Una red cada vez más extensa de apasionadas por las artes escénicas. Teatro, danza, música, expresión corporal, fotografía, vídeo… Distintas manifestaciones que, hasta el domingo 8 de septiembre, están inundando de imaginación los Teatros del Canal, centro cultural dependiente de la Comunidad de Madrid, durante una semana intensa: 23 espectáculos, talleres de creación y encuentros de trabajos en proceso, 37 artistas de América, Asia y Europa. Es el festival A solas, impulsado por la red mundial de mujeres artistas Proyecto Magdalena.

A solas hace referencia a los solos, los espectáculos unipersonales, de carácter intimista pero a la vez festivo, que se desarrollan en la Sala Verde, un espacio escénico del Canal donde las butacas rodean todo el centro de la acción y el público mantiene una cercanía imposible en un gran auditorio. “A solas no se refiere a la soledad, sino a la solidaridad: cómo fortalecer los lazos entre mujeres que luchan desde su vulnerabilidad, solas en el escenario, para conectarse a cada espectador”, proclama Amaranta Osorio, mexicana residente en España y directora de este festival, que estrena presencia en Madrid (en Barcelona “ya hubo en 2007 otro encuentro de magdalenas”, explica). Osorio salió, cuenta, de un abismo personal y gracias a las artes escénicas y a la complicidad con otras mujeres teatreras aprendió “a bailar con la oscuridad”.

Otras artistas la cantan y la iluminan, como las tres mujeres de la compañía francesa Voix Plyphoniques, que funden su voz como una sola, de sirena inquieta, en sus Cantos del Mar Negro. Y otras mujeres, como la japonesa Keiin Yoshimura (cuya actuación cierra A solas), expresan en silencio, con movimientos pausados, la explosión de sentimientos y simbolismos que animan la trayectoria vital. Con su espectáculo Wa no Kokoro, donde sus gestos, su abanico y su pañuelo trazan los giros de la historia, quiere transmitir “todos los giros del corazón… la paz y la armonía, la alegría, la desolación, la nostalgia…” “Aún no existe en Japón el Proyecto Magdalena, pero ya estoy luchando por ello”, dice esta veterana intérprete y coreógrafa de Kamigata-mai, un género de danza de protagonismo femenino nacido en el siglo XVI en la región de Kioto y que bebe de la estética del Kabuki, el Noh o el Bunraku (teatro de marionetas).

El festival A solas llega como una embajada del Proyecto Magdalena, una red internacional de mujeres embarcadas en un periplo de teatro contemporáneo “sin fronteras de países ni generaciones”, como explica su fundadora, Jill Greenhalgh, quien hace 27 años empezó esta aventura en Gales y está “muy contenta” de ver cómo su iniciativa “ha crecido tanto y con tantas aportaciones artísticas”. La propia Greenghal –profesora de Estudios de Performance en la Universidad de Aberystwyth- mantiene su activismo teatral y participa en esta edición española con un laboratorio de creación, Daughter, donde las participantes reflexionan sobre las experiencias emotivas de ser o tener una hija.

El nombre de este activo grupo –que se comunica de forma presencial y a través de Internet- es un homenaje a la figura de María Magdalena, siempre en la oculta cara ‘B’ de las historias bíblica. Lo recuerda Amaranta Osorio, que no duda en lanzar un zarpazo feminista a la hora de reivindicar el papel de las mujeres en los escenarios. Precisamente el Proyecto Magdalena nació -y sus miembros tienen ese compromiso- para manifestar la visibilidad de las mujeres en el teatro contemporáneo. Osorio no solo se queja de la actitud de los programadores teatrales, sino de la falta de reconocimientos en el mundo de las artes: “¡Solo hay un premio de teatro para la labor de las mujeres!”.

La red Proyecto Magdalena se teje de forma conjunta, aunque cada lugar de celebración de los festivales tiene autonomía para desarrollar los eventos artísticos. México, Cuba, Dinamarca, India, Chile, Brasil… son algunos de los países (más de una veintena) donde el magdalenismo teatral ha echado fructíferas raíces. Gracias a la persuasiva intervención de la mexicana Amaranta Osorio se produjo la conexión magdalénica con Madrid y su intención es que este “hola” de septiembre sea un “hasta pronto”.

Fuente original [En línea] http://cultura.elpais.com/cultura/2013/09/04/actualidad/1378324810_671562.html
Enlace

Escritoras silenciadas en clase de Literatura

6a00d8341bfb1653ef01901c8c1bb2970b-550wi
Beatriz Galindo, La Latina

Las mujeres son las grandes ausentes de la visión del mundo que forjamos en nuestro sistema educativo. En las aulas estamos transmitiendo una cultura sin mujeres. Si un estudiante llega a conocer la existencia de escritoras, no será precisamente dentro del aula, sino al salir de ella. Y eso es un gran fracaso social. Al legitimar esta ausencia, hemos provocado una gran pérdida cultural, pero no solo para las mujeres, sino también para los hombres.

No perdamos de vista que la educación es un instrumento esencial de transmisión cultural. Por su carácter obligatorio, forma a toda la ciudadanía; pero además, a través de la selección de los hechos, los protagonistas y las formas de contar, proporciona los referentes y el modelo cultural que compartimos. Este relato que entretejen todas las asignaturas recoge la memoria de nuestra historia. Y ello nos proporciona toda una visión de mundo. Una visión que no cuenta con las mujeres.

Un reciente estudio que hemos realizado en la Universitat de València así lo demuestra. Arroja cifras demoledoras sobre la presencia de las mujeres en los manuales escolares: solo aparecen en un 7,5% de las ocasiones. Y el estudio ha sido exhaustivo: se han analizado todas las asignaturas de 1º a 4º de la ESO en 109 libros escolares de tres editoriales.

El objetivo era observar la presencia de mujeres para analizar el peso que se les concede en los contenidos y si quedaba constancia en ellos de las abundantes aportaciones, siempre diferenciadas, que han realizado en todos los ámbitos. Los numerosos estudios que se han realizado a lo largo de los últimos 30 años han fundamentado sólidamente estas aportaciones de las mujeres y han supuesto un impacto que ha afectado a todas las áreas de conocimiento. Queríamos saber si el sistema educativo había incorporado estos avances.

Pero los resultados, que se pueden consultar en este documento, ofrecen un panorama desolador: estas cifras han puesto en evidencia la práctica exclusión de las mujeres del mundo cultural y científico que se ofrece en la ESO, y en consecuencia, constatan el relato de una historia distorsionada.

Los resultados muestran también otros aspectos: cómo, a medida que avanzan los cursos y las asignaturas ganan en amplitud y profundidad, las mujeres pierden peso y representación en ellas. En la primera etapa (1º y 2º de ESO) solo son mencionadas en un 10% de las ocasiones, pero en la segunda etapa (3º y 4º de ESO) apenas aparecen en un 7% de las ocasiones.

Más aún. Es en esta segunda etapa cuando algunas asignaturas, como las Ciencias Sociales o la Literatura española y en la lengua autonómica, abordan la época contemporánea. En principio, la cercanía de los siglos XIX y XX facilitaría un mejor conocimiento del periodo y, en consecuencia, era esperable que la presencia femenina fuera significativa. Sin embargo, y paradójicamente, las mujeres pierden representación en la narración de la contemporaneidad.

Como comprobamos, el mecanismo de discriminación que consiste en excluir a las mujeres de lo escrito sigue completamente vigente. Y esa exclusión, además de dejar a las jóvenes sin modelos donde reconocerse, origina el desconocimiento de la tradición cultural femenina, lo que conduce a que ellas no formen parte ni de la memoria cultural ni del orden social que entendemos como nuestro. Esta desautorización es la que alimenta su falta de reconocimiento social. En este proceso, la educación tiene una responsabilidad fundamental.

El caso de la literatura es especialmente representativo porque la palabra y los textos son creadores de pensamiento y de saber. Por eso queríamos saber si el canon que se propone las tenía presentes. Sin embargo, los primeros datos desengañan: cuando se estudia la literatura desde el siglo XII hasta el siglo XVIII, en 3º de ESO, solo encontramos citada una escritora (Santa Teresa), pero ni siquiera aparece su obra.

¿Cómo llegamos al despropósito de presentar una literatura sin escritoras sabiendo cuán rica es esta tradición? ¿Es que no cuentan sus voces? ¿Cómo podemos llamar a esto nuestra literatura? ¿Sin escritoras? ¿Dónde están las trovadoras, Teresa de Cartagena, Sor Teresa de Jesús María, la inquietante Luisa de Carvajal, las humanistas Luisa Sigea o Beatriz Galindo, La Latina, Beatriz Bernal, Feliciana Enríquez de Guzmán o Ana Caro Mallen de Soto entre otras? Por citar algunas entre cientos.

¿Y cómo no aparecen Sor Juana Inés de la Cruz o María de Zayas y Sotomayor, sin las cuales no puede entenderse el Barroco? ¿Y Rosa María Gálvez, la mejor de toda la dramaturgia del XVIII (superior a Moratín, según la crítica especializada)? ¿No las conocen o no las consideran?

16a00d8341bfb1653ef0192aa4a8dd5970d-550wi
Ana Diosdado

Pero eso no es todo. Cuando estudiamos el siglo XIX y XX en la poesía y el teatro, en dos editoriales no se cita ni una sola dramaturga ni poeta a lo largo del siglo XX. Ni siquiera actuales ¿Este es el panorama real de la literatura del XX? ¿Sin voces femeninas? No están ni María Teresa León, ni María Martínez Sierra, ni Maribel Lázaro, ni Ana Diosdado, ni Paloma Pedrero. O, en poesía, ni Concha Méndez, ni Carmen Conde, ni María Victoria Atencia, ni Olvido García Valdés, ni Gloria Fuertes, ni Ana Rossetti, ni Chantal Maillard, por citar apenas algunas de las numerosísimas que existen. ¿Por qué nos hurtan esas voces? Y sobre todo, ¿qué respuesta damos a esta ausencia?

Esta literatura incompleta y amputada, que nos escamotea las voces de las escritoras, representa una falsificación de la tradición literaria, sin más. No es posible entender una literatura sin escritoras ni una cultura sin mujeres. Estas distorsiones del relato cultural suponen una falta de rigor académico en los contenidos escolares que repercuten en su calidad y se convierten en una grave carencia del sistema educativo a la que todos tenemos que hacer frente: no solo las mujeres.

Es una situación que nos incumbe a todos, pero especialmente a los profesores, como transmisores y generadores de conocimiento. Tenemos que adoptar medidas que lo subsanen. Desde la Universitat de València se está trabajando en una base de datos que permita incluir a las mujeres en los contenidos de las diferentes asignaturas.

Se trata de ponerla a disposición del profesorado y de las editoriales para crear material didáctico con los contenidos reelaborados y acordes a la ley, que ahora incumplen absolutamente en sus fines. De hecho, la organización Clásicas y Modernas ha presentado una Queja al Defensor del Pueblo, fundamentada en este estudio y que ha sido admitida, sobre el cumplimiento de la Ley de Educación y la Ley de Igualdad en la cultura.

26a00d8341bfb1653ef01901c8c21af970b-550wi
Carmen Conde

Uno de nuestros principales objetivos es la creación de libros de texto. Ya se ha editado un primer manual de 2º de Música, Musicalias, de la editorial Bromera, cuyos autores son Laura Capsir, miembro del equipo de investigación, Daniel Vidal y Sandra Capsir. En él, a través de las actividades y como modelos de ejemplificación se incorpora obra musical femenina. Queremos seguir trabajando en esta línea. La colaboración del Ministerio de Educación con la concesión de menciones de calidad a los manuales ayudaría sustancialmente en la realización.

Pero necesitamos también adoptar otras medidas:

1. Formación del profesorado. Tanto a través de los másteres de secundaria como de la formación permanente del profesorado de secundaria. Y también sería deseable, por parte del profesorado, la revisión personal de sus propios contenidos. Y, por qué no, por parte de los estudiantes, ellas y ellos. Simplemente estando atentos a los contenidos para hacer una sencilla pregunta al profesor allí donde no vean mujeres: “¿No ha habido mujeres o no las conoce usted?”.

2. Ámbito editorial. En dos líneas principales: la edición de obras de autoría femenina y la reelaboración y edición de las historias: de la literatura, de la ciencia, del arte, de la música, de la tecnología… con la memoria de las mujeres y los hombres.

3. Ámbito cultural. Sería lógico y deseable un mayor reconocimiento de las mujeres en academias y premios institucionales, así como en los medios de comunicación y culturales.

Revertir esta visión de mundo androcéntrica y parcial sería un auténtico logro social. Que ellas formen parte de la memoria cultural las legitima como personas de pleno derecho y les proporciona reconocimiento social.

Pero al conjunto de la sociedad le restituye una cultura, hasta ahora despojada de parte de sus protagonistas, cuya amputación nos está dejando a todos, mujeres y hombres, huérfanos de un saber que a todos nos pertenece. Y la educación debe estar en la primera línea de acción.

Nota sobre la autora

Ana López Navajas es investigadora de la Universitat de València y profesora de Lengua y Literatura en el IES Vicente Gandía. Pertenece a Clásicas y Modernas, asociación por la Igualdad de Género en la Cultura.

Está desarrollando un proyecto de investigación desde la Universitat de València, que reúne a profesorado universitario y de enseñanzas medias y cuyo objetivo es restituir a las mujeres creadoras como parte esencial de los contenidos educativos.

Nota sobre Clásicas y Modernas

Clásicas y Modernas () es una asociación cuyo objetivo es reivindicar y trabajar activamente, con criterios de gran rigor profesional, por la Igualdad de Género en la Cultura.

La preside la escritora Laura Freixas () (cuya recientísima última publicación, Una vida subterránea. Diario 1991-1994, recomiendo personalmente con todo entusiasmo).

Los lectores interesados en colaborar con la asociación, abierta a mujeres y hombres, podéis hacerlo aquí. Quienes queráis contactar a través de Facebook, aquí, y para seguirla a través de Twitter, aquí.

Los interesados en apoyar con su firma el Manifiesto por la Igualdad de Género en la Cultura a través de Change.org podéis sumaros aquí.

Además, los interesados en contactar con la Asociación Mujeres en la Música, que trabaja para potenciar, divulgar y promocionar el papel de las mujeres en la música clásica, podéis hacerlo aquí: http://www.mujeresenlamusica.es/

Por: Carlos Arroyo | 30 de mayo de 2013

Autora invitada: ANA LÓPEZ NAVAJAS, investigadora de la Universitat de València y profesora de Lengua y Literatura en el IES Vicente Gandía.

Sobre el autor
carlos arroyp

Carlos Arroyo

Carlos Arroyo ha navegado en su travesía profesional entre las cuatro paredes de un aula, la redacción de EL PAÍS y la dirección del Instituto Universitario de Posgrado. Ese recorrido le ha convencido de que educar bien a los hijos es saldar buena parte de la deuda con la vida. Es autor de Libro de Estilo Universitario y de diversos libros de ayuda al estudiante.

Correo: arroyocarlos@ayudaalestudiante.com

Fuente original de donde se ha extraído este artículo: