Las heridas del pasado

Las heridas de nuestro pasado emocional

Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida. Si insistes en permanecer en ella más allá del tiempo necesario, pierdes la alegría y el sentido del resto. Cerrando círculos, o cerrando puertas, o cerrando capítulos, como quieras llamarlo.

http://lamenteesmaravillosa.com/las-heridas-pasado-emocional/

Dalai Lama

El Dalai Lama dice que las mujeres tienen las cualidades necesarias para sucederle

http://www.elmundo.es/elmundo/2013/06/13/internacional/1371110435.html

Des francs-maçons dans la grande manifestation du 11 janvier 2015 pour la Liberté et contre le terrorisme

Des francs-maçons dans la grande manifestation du 11 janvier 2015 pour la Liberté et contre le terrorisme – Bloc notes de Jean-Laurent, sur la Franc-Maçonnerie et les Spiritualités. Blog maçonnique et spirituel francophone. Initiation, parcours et découverte.

Toutes les obédiences maçonniques (ou presque) avaient appelé leurs membres à participer aux rassemblements et manifestations organisées partout en France le 11 janvier 2015 pour répondre aux attentats sanglants qui avaient eu lieu les jours précédents.

Captura
Michel Meley, pdt du DH, Catherine Jeannin-Naltet, GM de la GLFF, Marc Henry GM de la GLDF, François Padovani GM de la GLMF

A l’image de ce qui se passait partout en France, l’heure était à l’union nationale.

Plus de 4 millions de nos contitoyen(ne)s ont manifesté en France dont plus de 2 millions à Paris.

Il ne s’agissait ici ni de politique ni de religion. Rien d’ordinaire. Il s’agissait des fondamentaux de la liberté, de la démocratie, de la République, du vivre ensemble.

La Marseillaise fut chantée tout au long de la journée et des drapeaux français flottaient fièrement.

Les franc-maçonnes et les francs-maçons ont été des dizaines de milliers à défiler partout en France.

Avec leurs cordons s’ils le souhaitaient (certains les mettaient à l’extérieur pour la première fois…), ou en tenue civile.

Mais c’était bien l’émotion qui dominait.

Et parfois les rires et les blagues aussi car c’était le moins que l’on puisse faire pour rendre hommage aux dessinateurs de Charlie Hebdo assassinés.

Franc-maçons certes, mais nous étions tous Charlie, nous étions tous policiers, nous étions tous juifs, citoyens de France et citoyens du monde.

Alors je vous propose juste quelques instantanés de cette journée. Juste un témoignage. Avec beaucoup de modestie.

Sans penser que les francs-maçons soient meilleurs (ou pire) que les autres. Parce qu’ils voulaient simplement témoigner qu’en tant que francs-maçons aussi, ces actes de barbarie étaient inaceptables et incompatibles tant avec leurs valeurs qu’avec la République et la Démocratie.

Jean-Laurent Turbet
Captura
Des nombreux frères et sœurs place de la République.
Captura
Des nombreux frères et sœurs place de la République.
Captura
Des nombreux frères et sœurs place de la République.

Des nombreux frères et sœurs place de la République.
Des frères et soeurs du DH, de la GLDF et de la GLFF entourent Denise Oberlin, ancienne Grande Maîtresse de la GLFF.

Des frères et soeurs du DH, de la GLDF et de la GLFF entourent Denise Oberlin, ancienne Grande Maîtresse de la GLFF.

Captura
Des frères parmi la foule.

Des frères parmi la foule.
Captura
Un frère de la GLDF avec son cordon de Maître Maçon.

Un frère de la GLDF avec son cordon de Maître Maçon.
Cordons et drapeaux français.
Captura
Cordons et drapeaux français.
Sérénité et patriotisme.
Captura
Sérénité et patriotisme.
Les frères chantent la Marseillaise.
Captura
Les frères chantent la Marseillaise.
Jean-Gabriel, conseiller fédéral de la GLDF.
Captura
Jean-Gabriel, conseiller fédéral de la GLDF.
Une foule compacte.
Captura
Une foule compacte.
Jean-Gabriel et Marcel Belmin, conseillers fédéraux de la GLDF.
Captura
Jean-Gabriel et Marcel Belmin, conseillers fédéraux de la GLDF.
Ronan Loaëc, conseiller de l’Ordre du GODF.
Captura
Ronan Loaëc, conseiller de l’Ordre du GODF.
Des frères et sœurs parmi la foule.
Captura
Des frères et sœurs parmi la foule.
Ronan Loaëc (GODF) et Jean-Michel Dardour (GLDF et pdt de FM&S) défilent ensemble pour la Liberté et la Démocratie.
Captura
Ronan Loaëc (GODF) et Jean-Michel Dardour (GLDF et pdt de FM&S) défilent ensemble pour la Liberté et la Démocratie.
Un tireur d’élite de la Police Nationale. Acclamé par la foule au cri de “Merci”!
Captura
Un tireur d’élite de la Police Nationale. Acclamé par la foule au cri de “Merci”!
Un cortège impressionnant.
Captura
Un cortège impressionnant.
Des drapeaux français volent au vent.
Captura
Des drapeaux français volent au vent.
Des cordons en nombre dans la foule.
Captura
Des cordons en nombre dans la foule.
Jean-Michel et Georges marchent en silence.
Captura
Jean-Michel et Georges marchent en silence.
Yvette Ramon GM international du DH et Jean-Raphaël Notton (GLDF).
Captura
Yvette Ramon GM international du DH et Jean-Raphaël Notton (GLDF).
Merci à Ronan pour cette photo.
Captura
Merci à Ronan pour cette photo.
Les frères et sœurs ont bien du mal à former un cortège compte-tenu de la foule. Gérard organise…
Captura
Les frères et sœurs ont bien du mal à former un cortège compte-tenu de la foule. Gérard organise…
Gérard Contremoulin (GODF) ancien conseiller de l’Ordre, fondateur du blog “Sous la Voûte étoilée”.
Captura
Gérard Contremoulin (GODF) ancien conseiller de l’Ordre, fondateur du blog “Sous la Voûte étoilée”.
Marc Henry, Grand-Maître de la Grane Loge de France, François Padovani Grand-Maître de la Grande Loge Mixte de France et Perry Wiley conseiller fédéral de la GLDF.
Captura
Marc Henry, Grand-Maître de la Grane Loge de France, François Padovani Grand-Maître de la Grande Loge Mixte de France et Perry Wiley conseiller fédéral de la GLDF.

Fuente original: [en línea] http://www.jlturbet.net/2015/01/des-franc-macons-dans-la-grande-manifestation-du-11-janvier-2015-pour-la-liberte-et-contre-le-terrorisme.html [consulta: 13/01/2015]

Círculo…

Alguien hizo un círculo para dejarme fuera…
Yo hice uno más grande para incluirnos a todos

circulo

Asalto a la sede de la Gran Logia de España

Gran_Logia_de_Espa_a.1

En estos días recibíamos la noticia de que la sede en Madrid de la Gran Logia de España sufría un atentado perpetrado, aparentemente, por elementos de la extrema derecha y cuyo resultado quedó, afortunadamente, limitado al emborronamiento de la fachada y puerta principal con las clásicas pintadas “Massoness no” (sic), “Rojos no” o “Viva Franco”.

No se puede decir que las consecuencias hayan sido graves pero sí que es la demostración de que en nuestro país, España, se empiezan a dar situaciones de intolerancia como no se conocían desde hace muchos años aunque muy minoritarias afortunadamente.

Desde este blog, expresión de una masonería diferente pero que comparte algunos de los valores que le son propios a la Gran Logia de España, queremos mostrar nuestra repulsa ante este tipo de hechos y hacer una llamada de atención a la sociedad para que en unos momentos en los que parecen despertar los deseos de construir una sociedad más justa, se ponga especial énfasis en repudiar cualquier acto vandálico máxime si se trata de la expresión de ideologías intolerantes. Nos duele especialmente en esta ocasión por haber sido dirigido contra una institución a la que nos sentimos cercanos y cuya tarea no es otra, como toda la masonería, que el perfeccionamiento de las personas por encima de ideologías o creencias .

Fuente original: Masonería Mixta. [en línea] http://masoneriamixta.es/asalto-la-sede-de-la-gran-logia-de-espana/#.U9e_3fl_uuk [Consulta 20/07/2014]

Louise Michel, vida revolucionaria en la Comuna de París

Mujeres combatientes en la Comuna de París

Mujeres combatientes en la Comuna de París

“No quiero defenderme, no quiero ser defendida; pertenezco por entero a la revolución social y declaro aceptar la responsabilidad de todos mis actos; la acepto sin restricción […]. “No me ofendáis, no me degradéis con un perdón que ni quiero, ni necesito, ni merezco. He luchado con los que más han luchado, he disparado junto con los que más lo han hecho…”.

Ni un paso atrás en su compromiso con la Comuna de París. Con esta valentía se incriminaba Louise Michel de las acusaciones del tribunal que la juzgaba tras la sublevación popular parisina. Un carácter indomable el de esta pedagoga, escritora, poeta, periodista, activista y agitadora que fue una de las protagonistas principales de la primera revolución obrera de la Historia, una experiencia de autogestión ciudadana que sólo duró 2 meses pero que aún se conmemora periódicamente con iniciativas tan creativas como la de Raspouteam.

Cubierta de las memorias de Louise Michel sobre la Comuna de París, libro publicado por LaMalatesta Editorial

Cubierta de las memorias de Louise Michel sobre la Comuna de París, libro publicado por LaMalatesta Editorial

No puede decirse lo mismo de Louise Michel, una revolucionaria ignorada cuando no despreciada todavía por el patriarcado. La editorial LaMalatesta la rescata del olvido con la traducción al español de sus memorias sobre la Comuna de París, una edición cuidada que reivindica el valor histórico de una mujer libre, transgresora y avanzada a a su tiempo al defender la dignidad de las clases populares y la igualdad entre hombres y mujeres.
Las memorias de Louise Michel son una crónica tan apasionada como precisa y detallada de los hechos de la Comuna de París, desde el contexto político que desemboca en el alzamiento popular a la represión feroz que desencadena el poder burgués tras la caída de la Comuna. Gracias a la reproducción de manifiestos, proclamas y testimonios de quienes compartieron la experiencia con ella, reconstruye el día a día para “revivir el tiempo de la lucha y la libertad, que fue mi verdadera existencia” dice. “Y sin apenas contar nada mío” por el fastidio de hablar sobre ella misma.

a igualdad entre hombres y mujeres en la Comuna de París

a igualdad entre hombres y mujeres en la Comuna de París

El relato de Louise Michel también incluye su experiencia en Nueva Caledonia, colonia francesa en el Pacífico, tras el destierro como condena por su participación en las revueltas. Un período en el que defenderá las reivindicaciones de los indígenas contra la opresión de los colonizadores, una actitud rechazada por sus compañeros de destierro. También allí se convertirá en anarquista: “el poder está maldito y por eso soy anarquista”. Y completa: “llegadas al poder, las personas no pueden hacer otra cosa que cometer crímenes si son débiles o egoístas; o ser aniquiladas si son abnegadas y enérgicas”. En 2009, la tv movie Louise Michel, la rebelle de Solveig Anspach , recuperaría esta fase de su vida.

La igualdad entre hombres y mujeres en la Comuna de París

De Louise Michel la prensa de la época decía que era “la imagen revolucionaria de la Comuna” por el protagonismo asumido desde el principio: “puede decirse que era su inspiradora, incluso el soplo revolucionario” se escribía. Pero ella no fue la única mujer que defendió con firmeza aquellas ideas y principios. Con esta rebelión las mujeres irrumpen por primera vez en las calles, en el espacio público: “Los ejércitos de la Comuna también fueron mujeres, que se portaron como heroínas, pero sólo algunas fueron conocidas” explica Louise Michel.

Enfermeras y camilleras que cuidaban a los heridos, maestras para las que la enseñanza era un instrumento de liberación personal de la clase obrera, pero también combatientes que lucharon en las barricadas y las murallas por a defensa de la ciudad. “Las mujeres eran numerosas entre las más implacables luchadoras que combatieron la invasión y defendieron la República”. Y añade Louise Michel: “Las mujeres no se preguntaban si una cosa era posible, sino si era útil, y entonces lograban llevarla a cabo”.

Con esa ruptura del rol de la mujer en la época, aparece la leyenda de las petroleras, las mujeres que quemaban París para cubrir la retirada de las tropas comuneras. “Sobre las petroleras circularon las más locas leyendas. No hubo petroleras: las mujeres lucharon como leonas; peró sólo me vi a mi misma gritando: ¡Fuego!”. Y de nuevo se incrimina: “En cuanto al incendio de París, sí, he participado. Quería combatir con una barrera de llamas a los invasores de Versalles. No tengo cómplices en esta acción, he actuado por mi propio impulso”.

La Comuna, un estallido popular contra las desigualdades

Frente a las pretensiones imperialistas, la paz entre los pueblos. Contra la monarquía, la república. De la imposición del orden burgués a la libertad de la autogestión obrera. Frente a los privilegios de clase, la igualdad para todas las personas. Por primera vez en la Historia, la clase obrera es la protagonista de una revolución política.

La rebelión de las multitudes parisinas en 1871 se erige en referente de la lucha contra el autoritarismo y las desigualdades. Con una organización política que se construye desde abajo gracias a la actividad constante de las asambleas vecinales en los barrios de la ciudad. En un contexto de vacío de poder, el pueblo de París no se rinde, toma las armas y se organiza contra el gobierno huido a Versalles y el asedio de las tropas prusianas vencedoras de la guerra contra el imperio de Napoleón III.

Pintura de Jules Girardet que muestra a Louise Michel hablando a los comuneros

Pintura de Jules Girardet que muestra a Louise Michel hablando a los comuneros

Pintura de Jules Girardet que muestra a Louise Michel hablando a los comuneros
Louise Michel a los comuneros, obra de Jules Girardet
“Se quería todo a la vez: artes, ciencias, literatura, descubrimiento; la vida resplandecía. Todos teníamos prisa por escapar del viejo mundo”, según Louise Michel. Y por fundar una sociedad de personas libres que derribara los privilegios del antiguo régimen. Por ello se adoptaron una serie de medidas sociales para promover la igualdad, entre las que también destacaron medidas laicistas para la separación Iglesia- Estado. Casi un siglo y medio después, muchas de esas aspiraciones no han perdido vigencia: sigue la lucha por la dignidad y la justicia social contra el neoliberalismo imperante.

La experiencia revolucionaria sólo duró 2 meses. La Comuna fue atrevida en sus planteamientos, pero débil al defenderse de sus enemigos. Y es que la moderación, la permisividad y la ingenuidad respecto al gobierno de Versalles contribuyeron de forma decisiva a la restitución del orden burgués con la complicidad del ejército prusiano, que quería evitar el contagio de la sublevación al resto de Europa en un momento de nacimiento del movimiento obrero. Después llegaría el baño de sangre, con la ejecución de más de 40.000 comuneros y 5.000 deportados.

La Commune (Paris, 1871), de Peter Watkins

La Commune (Paris, 1871), de Peter Watkins

La Commune (Paris, 1871), de Peter Watkins


la-commune-peter-watkins

La última película de Peter Watkins es una recreación de seis horas de duración de la historia de la Comuna de París […]. Esta obra tardía perfecciona los principales métodos y objetivos cinematográficos del director: hechos históricos recreados con el estilo de los reportajes informativos de televisión, colaboración con actores amateurs que se identifican realmente con los puntos de vista expresados por los personajes que interpretan y los complementan con cuestiones contemporáneas, la creación cinematográfica entendida como proceso abierto que implica a todos los que forman parte de él, la posibilidad de que el público participe en la distribución de la información y en debates sociales, y un ejemplo cinematográfico de activismo político que estimula la identificación activa con una determinada postura en lugar de la observación pasiva.

Fuente: Macba

Fuente Original: Louise Michel, vida revolucionaria en la Comuna de París – Cultura en acción [en línea] http://www.culturaenaccion.com/louise-michel/ Consulta: 24/06/2014

Primero se llevaron, por Bertol Brecht

mujeres masonas - Bertol Brecht

mujeres masonas – Bertol Brecht

Primero se llevaron a los judíos, pero como yo no era judío, no me importó.
Después se llevaron a los comunistas, pero como yo no era comunista, tampoco me importó.
Luego se llevaron a los obreros, pero como yo no era obrero tampoco me importó.

Más tarde se llevaron a los intelectuales, pero como yo no era intelectual, tampoco me importó.
Después siguieron con los curas, pero como yo no era cura, tampoco me importó.
Ahora vienen a por mí, pero ya es demasiado tarde.

Fuente original: Primero se llevaron, por Bertol Brecht [en línea] http://gatopistola.blogspot.com.es/2011/03/primero-se-llevaron-por-bertolt-brecht.html?m=1 [Consulta: 06/06/2014] Enlace